ArteargentinA: Cablevisión mostró todos sus números con importantes crecimientos. Los Werthein ya acordaron el pago de una parte de su participación. “Pero aún falta más”

ArteargentinA: El mismo día, a la misma hora, y por los mismos canales obligatorios. David Martínez fue el protagonista en las sombras de dos hechos relacionados con las empresas en las que participa en el país, y sobre las que siempre hay especulaciones. 

- Cablevisión presentó su primer balance como compañía independiente del principal multimedios del país.

- Telecom elevó los papeles formales en diversos organismos de fiscalización para avanzar en su proceso de reorganización accionaria, que implica la salida de los Werthein del operador de telecomunicaciones (en favor del mexicano, de Fintech).

Tras haber avanzado con su proceso de escisión, que inició en el último trimestre de 2016, Cablevisión informó ingresos por $9.433 millones en el primer trimestre de 2017, un 33% más interanual.

La compañía explicó que este buen comportamiento se debe “a un crecimiento del número de suscriptores de Internet y del ARPU en el segmento de cable y acceso a internet”. El ARPU es la ganancia por cliente que obtiene una empresa.

Pese a que con este porcentaje se ubicó en sintonía con la inflación registrada en 2016 y muestra la buena salud de la empresa, más impactante es el incremento de sus ganancias: este primer trimestre alcanzó los $1.892 millones, un 57% más que igual período de 2016, según indicó la misma operadora.

Si bien Cablevisión argumentó que tal situación se debe al aumento de las tarifas de TV paga, donde realmente obtuvo una rentabilidad exponencial fue en el negocio de la banda ancha, sin dudas el segmento que traccionará a las telecomunicaciones hacia adelante. Especialmente cuando se trate de inversiones en fibra óptica.

En televisión por cable, sus ingresos en igual lapso (enero-marzo) subieron 29% respecto a igual lapso del año previo, al pasar de $4.406 millones a $5.674 millones. En Internet ese porcentaje ascendió al 70%, el totalizar $1.616 millones contra $2.738 millones.

Los datos adquieren, a su vez, mayor relevancia cuando se observa que en el segmento de TV paga la compañía prácticamente se mantiene estable en cantidad de clientes: unos 3,5 millones en el primer trimestre de 2017 (con un 0,1% de suba) y 2,2 millones en banda ancha (4,3% más interanual).

“LA SALIDA DE LOS W”

Por otro lado, Telecom y Telecom Personal presentaron los papeles pertinentes en la Bolsa de Comercio y la Comisión de Valores tendientes a finalizar la reorganización societaria de la empresa que, básicamente, significa la salida de los Werthein del operador argentino, tal como habían anticipado en marzo pasado.

Esta presentación es previa a la Asamblea de accionistas que se efectuará el próximo 23 de mayo y en donde, se descuenta, se aprobará el proceso en cuestión.

En los comunicados enviados a los organismos, la compañía especificó que “las partes han considerado que sus respectivas estructuras operativas y de propiedad podrían ser optimizadas, para beneficio de sus respectivos accionistas, a través de una fusión por absorción en la cual Telecom Argentina absorba a las demás sociedades y resulte continuadora universal de todas las sociedades absorbidas, simplicando así la estructura accionaria”.

Esto significa la salida de los Werthein y el control del 100% de la compañía por parte de Fintech, de David Martínez, también accionista minoritario en Cablevisión.

La asamblea de marzo, cuando se dio inicio a este proceso, aprobó la amortización total de más de 140 millones de acciones ordinarias representativas del 32% del capital social en poder de los W que serán canceladas en su totalidad por $140.704.640.

A esto deben sumarse acuerdos por otra cantidad de acciones, además de las autorizaciones que deberá emitir el Ente Nacional de Comunicaciones (ENACOM) para dictar, entre otras cosas, la disolución de la sociedad Nortel Inversora, y de Sofora, que conforman aún parte de la estructura accionaria de la empresa.

Hasta ahora, Telecom Argentina es controlada por Nortel Inversora que, a su vez, está integrada por Sofora Telecomunicaciones, en un 32% por Werthein (WAI) y en un 68% por Fintech. Los términos económicos del resto de la participación accionaria que posee el grupo argentino no trascendieron hasta ahora.

Lo cierto es que dos de las cuatro principales protagonistas del mercado de telecomunicaciones de la Argentina desarrollan acciones que, por causas de fuerza mayor o de estrategia, los llevan a tomar decisiones que les imprimirán más agilidad a su día a día.

Ambas compañías están activas en el mercado de capitales, sea a través de la emisión de ON, tal como lo viene encarando Telecom, o de salida a al Bolsa, como lo viene diseñando Cablevisión, aún cuando lo hará en lugares donde ya es conocido, como Londres y Buenos Aires.

De fondo, aunque sin luces, está siempre presente la figura de David Martínez. El mexicano que se convirtió en uno de los principales actores de un sector que mueve unos $40.000 millones al año.

Será el accionista absoluto de Telecom Argentina y continuará con su participación minoritaria en Cablevisión, el líder de la banda ancha en la Argentina.

Todo esto sucede aun cuando siempre se opuso a la incursión de esta empresa en la telefonía móvil a través de Nextel, que aún no consolida con fuerza en su balance. Y ya es parte de otra historia.

_