Gastón Trezeguet contó cómo enfrenta los prejuicios por tener HIV y afirma: “La droga es la causa de todos mis males”

ArteargentinA: El productor y ex participante de “Gran Hermano” se refirió a las polémicas declaraciones del pediatra Abel Albino, contó cómo enfrenta los prejuicios por tener HIV y habló de su batalla contra las drogas.

ArteargentinA: Invitado a PH, Podemos Hablar, el productor y ex participante de “Gran Hermano” Gastón Trezeguet, se refirió a las polémicas declaraciones del pediatra Abel Albino, contó cómo enfrenta los prejuicios por tener HIV y habló de su batalla contra las drogas.

En la primera sección del programa llamado “Punto de encuentro”, Andy pidió que pasaran al frente quienes hayan experimentado con drogas.

Tezeguet pasó rápidamente y dio: “Para mí no es una experiencia reveladora, es la causa de todos mis males, desde haber adquirido el HIV como no haber podido avanzar profesionalmente como debía”.

“Las drogas me destruyeron. Viví atado 15 años. A mí, en lo personal, me resultaría irresponsable decir ‘sí que copado la droga’. Que la pase bárbaro, la pase bárbaro pero me quitó mucho más de lo que me dio. Si pudiera volver el tiempo atrás no lo haría“, advirtió. “Recomiendo que todos se mantengan lejos de eso”, sostuvo.

Cuando Kusnetzoff le preguntó si consumía cocaína respondió: “Yo soy de ahí”.

Luego, ya sentado en la mesa, se refirió al HIV. “Lo que más me dolió a mí no fue la enfermedad, sino el estigma que cargás con la enfermedad: el ser señalado, el miedo, el prejuicio que uno mismo tiene o pensar que el otro te va a ver con el prejuicio que vos los viste”.

Consultado por el conductor, Trezeguet contó cómo se enteró que era HIV positivo: “Todos los años me hacía el análisis, y venía zafando. Un día fui a hacerme el análisis, y me dan los resultado… Por quince años no me cuidé, no me cuidaba en nada. En mi caso, la principal causa fueron las drogas”.

“Tenía una tos muy crónica, estaba de productor de AM con Vero Lozano y Leo Montero, y me fui corriendo sabiendo que no zafaba. Cuando llego a retirar los análisis me dicen ‘sentate acá, el doctor quiere hablar con vos’. Fui un canchero, un tonto. Medio negador, tratando de evadir la situación como podía. Viví una semana como si no hubiera pasado nada, tomo la fuerza y le cuento a mi entrono y me apoyan”, contó.

Luego explicó: “No soy una persona promiscua, no puedo tener sexo sobrio. Nunca tuve sexo sobrio. Soy una persona que nunca se enamoró, no sabe amar, no sabe estar en la intimidad, nunca tuvo un novio. Entonces la droga fue una excusa; así puedo desinhibirme con mi homosexualidad”.

“Lo único que me importaba era que no me iban a tocar nunca, nadie más. Me iban a tratar como a un leproso hasta la eternidad. Y cuando salió Albino con estas declaraciones dije ‘no, loco, conseguimos un montón, estemos tocando este tema acá que es importantísimo. Esas declaraciones hieren porque esas ideas matan más que cualquier enfermedad, eso se lo puedo perdonar a cualquier persona. Ahora, que un académico, una persona letrada y sumamente instruida salga a decir que el preservativo no sirve“, concluyó.

Las polémicas y falsas declaraciones del pediatra Abel Albino en pleno debate sobre la legalización el aborto en el Senado, sobre el uso del preservativo y el HIV recibió el repudio generalizado de parte de profesionales de la salud, funcionarios, famosos de todos los ámbitos y público en general.

Para defender su postura antiabortista, el médico afirmó que “el profiláctico no protege de nada” porque “el virus del SIDA atraviesa la porcelana”. “Es 500 veces más chico que el espermatozoide. Entonces el profiláctico no sirve absolutamente, porque falla en el 30%, en el embarazo. Imagínense lo que puede pasar con el SIDA. Uno no está absolutamente cubierto”, sostuvo, dejando a un costado el debate por la legalización del aborto.