Florencia Kirchner pidió permiso para estar en Cuba 45 días

ArteargentinA: La hija de la ex Presidenta presentó un pedido a la Justicia para permanecer en el país caribeño y seguir su tratamiento. Cristina Kirchner volvió al país y presentó la historia clínica de su hija.

ArteargentinA: La hija de la ex Presidenta Cristina Kirchner, Florencia, solicitó autorización a la Justicia para quedarse 45 días más en Cuba para continuar el tratamiento médico que se encuentra realizando allí.
Su abogado, Carlos Beraldi, presentó el pedido ante el Tribunal Oral Federal 5, a cargo del caso “Los Sauces”, en el que Florencia está acusada junto a su madre y su hermano Máximo Kirchner por presunta asociación ilícita y lavado de dinero.
Su madre, la senadora nacional, por su parte, aterrizó en el aeropuerto internacional de Ezeiza cerca de las 4 de este viernes y presentó ante la Justicia los certificados médicos de su hija, donde se constata el diagnóstico de su salud tras los estudios que realizó en la capital de Cuba, tal como había anticipado.
Este jueves, poco antes de subir al avión de regreso, Cristina Kirchner difundió un resumen de la historia clínica de su hija, quien se encuentra bajo tratamiento ambulatorio en el Centro de Investigaciones Médicas Quirúrgicas (Cimeq) de La Habana.
Ver imagen en Twitter

Cristina Kirchner_@CFKArgentina_En una hora parto desde La Habana hacia Buenos Aires. La foto que ves es la del CIMEQ, el centro de referencia de salud en Cuba, en el que Florencia continúa con sus análisis y su tratamiento ambulatorio. 
Según el documento, Florencia Kirchner padece “un trastorno de estrés postraumático”, por lo que los médicos le recomendaron que no viajara en avión.
“La paciente se encuentra realizándose un estudio integral que aún no ha culminado y tratamiento fisioterapéutico diario. Por todo lo anterior no se recomienda viajar”, indicaron los médicos Roberto Castellanos Gutiérrez y Charles Hall Smith, quienes firman el parte.
La Justicia deberá realizar los peritajes pertinentes a los certificados y expedirse sobre si Florencia puede viajar o no, y cuánto tiempo le demandará tratarse de sus padecimientos.